Las Bolas de Bichat en Sants Institut

¿Cómo consiguen los famosos una cara estilizada? La clave está en las Bolas de Bichat, una cirugía fácil e indolora que convierte las caras redondas en triangulares embelleciendo los rostros y haciéndolos más atractivos.

Las Bolas de Bichat son un acúmulo  graso que no tienen ninguna función específica en la etapa adulta por lo que su extracción no tiene ninguna contraindicación. La intervención es bastante sencilla ya que se basa en una mínima incisión  en la cara interna de  las mejillas.

El enorme éxito de las Bolas de Bichat se debe a que la intervención es poco traumática, muy efectiva y no tiene secuelas. Se realiza con anestesia local y los resultados son garantizados pudiéndose observar el resultado definitivo en tan sólo dos meses.

La técnica utilizada no deja cicatrices por lo que no requiere postoperatorio y los pacientes pueden volver a su rutina normal el mismo día.

Esta cirugía, también conocida como la “Liposucción de pómulos”, es un recurso muy habitual entre los famosos por sus resultados garantizados.

Entre las celebrities que han recurrido a las Bolas de Bichat para conseguir una cara más delgada se encuentran: Elsa Pataky, Nicole Kidman, Brad Pitt, George Clooney, Angelina Jolie, Cindy Crawford, Tom Cruise o Michelle Pfeiffer.

Las Bolas de Bichat están especialmente recomendadas para pacientes que tengan un peso facial que no se corresponde con su peso corporal, es decir, que son delgados pero que tienen la cara muy redonda.

¿Dónde? En Sants Institut

¿Quién? Dr. Ricard Ruiz-Lluch López

Precio: 1.100 euros

Esta entrada fue publicada en Salud y Medicina y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Las Bolas de Bichat en Sants Institut

  1. Dario Propdental dijo:

    La bola de bichat la usamos los dentistas también pero para cerrar comunicaciones bucosinusales. La verdad que desde mi punto de vista es preferible usar por cuestiones estéticas materiales autogenos que tener que usar implantes de materiales externos a nuestro cuerpo como la silicona

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *