SI ESTAS PLANTEANDOTE UNA MUDANZA INTERNACIONAL DEBERIAS LEER ESTOS CONSEJOS

camion-mudanzas-1

Cuando efectuamos una mudanza internacional, nuestras mercancías efectúan un viaje dentro de containers cruzando océanos. Este siempre resulta un proceso muy frágil y complejo que demanda que las mercancías sean preparadas de una forma muy minuciosa, si no deseamos que nuestras pertenencias puedan padecer daños o bien deterioros.

Es esencial conocer los diferentes peligros del proceso a los que se puede exponer nuestra mercancía cuando viaja, para poder aplicar bien todas las posibles soluciones y de ahí que hemos preparado esta información, para todos y cada uno de los que pensáis en mudaros y tenéis dudas sobre de qué manera preparar la mercancía apropiadamente.

De qué manera veis los peligros cambian en función de si el envío es un FCL (Full Cargar Container) o bien un LCL (Less than Container Cargar), asimismo conocido como grupaje marítimo. Tratándose de un LCL, en el que la carga se comparte en el Container, con la carga de otras personas, aparte de los inconvenientes presentes en el FCL , de condensación con la humedad, posibles cambios de temperatura y movimientos de la carga, debemos tener en consideración que la carga va a ser manipulada en el origen cuando se cargue en el camión, en el handling del almacén, en la carga al container, y nuevamente todo este proceso en destino.

De ahí que es tan esencial que la mercancía esté a la perfección preparada en los palets, en el container, etc.…Estos serían ciertos consejos a tener en cuenta cuando vayamos a mudarnos con esta opción:

1º. Ya antes de cargar la mercancía en el contenedor es esencial revisar que el container está en buen estado. Si hubiera algún orificio en el contenedor, la mercancía llegaría evidentemente mojada. Si recibes un container en mal estado, estás en tu derecho a solicitar otro.

2º. Toda vez que la carga lo deje, es conveniente paletizarla y retractilarla (Retractilar significa envolver en plástico transparente, como se hace normalmente con las maletas en el aeropuerto)

3º. Para eludir los efectos de la condensación atmosférica y la humedad es fundamental que la carga no esté nunca en contacto directo con el suelo del container. Se pueden poner una capa de palets, aun si bien la carga no vaya después paletizada.

4º. Hay que poner la carga en el container de manera que quede el mínimo espacio posible.

5º. Si quedan espacios libres, hay que coger bien la mercancía (Coger significa amarrarla con correas a fin de que quede bien sostén)

6º. Debemos asegurarnos de que el palet puede aguantar el peso de nuestra carga, y no hacer en ningún caso filas de palets de una altura demasiado grande. Cuando hacemos esto y además de esto quedan ciertos espacios, las filas de palets tienden a torcerse y eso puede dañar la mercancía.

Teniendo en cuenta estos pequeños consejos y con el asesoramiento de la empresa de mudanzas que contratemos para hacer nuestra mudanza internacional, no tiene por qué haber ningún problema en que nuestras pertenencias lleguen sanas y salvas y sin ningún desperfecto a nuestro lugar de destino.

 

Esta entrada fue publicada en General. Guarda el enlace permanente.

Los comentarios están cerrados.